Pueblos de costa de Asturias

Pueblos bonitos de la costa Asturias

823 lo guardaron
Print Friendly, PDF & Email

Las Villas Marineras del noroeste peninsular, enmarcadas en la costa atlántico-cantábrica, se extienden a lo largo de tres comunidades autónomas: Galicia, Asturias y Cantabria. Grandes y pequeñas villas llenas de tradición y cultura siempre ligada al mar.

Relacionado: Cudillero, Gijón


Ruta Villas Marineras: Municipios de Excelencia Turística de la España Verde. Cuatro son las villas de la geografía asturiana: Cudillero, Gijón, Ribadesella y Llanes. En Galicia: Baiona, Sanxenxo, Ortigueira y Viveiro. En Cantabria: San Vicente de la Barquera, Santoña y Laredo.

Villa marinera: pueblo de Cudillero

Más info Cudillero.

Los puertos de Cudillero
Empezando por el puerto viejo y el faro y continuando hasta el puerto nuevo, donde arriban los barcos con el pescado. Un momento perfecto puede ser entre las tres y las ocho de la tarde, intervalo de tiempo en el que regresan los barcos de la mar.

En Cudillero no perderse:
[1] El ambiente de las terrazas de la plaza de la Marina. Restaurantes y bares sacan sus mesas y sillas invitando a los visitantes a disfrutar del ambiente y del bullicio que se recrea en esta plaza de la villa de Cudillero. Los meses del verano son idóneos para compartir momentos inolvidables en las terrazas y disfrutar de este enclave pixueto.

[2] La merluza del pincho. Se pesca a caña, una a una. La suavidad de su sabor hace de este pescado un manjar delicioso. Los restaurantes de Cudillero ofrecen a sus clientes sabrosas recetas con este pescado del Cantábrico. [3] El curadillo. Se trata de un pescado curado que se ofrece en los restaurantes de esta villa marinera. El momento del año ideal para demandarlo es durante la celebración de la Semana Santa. [4] Mercadillo semanal. Todos los martes y viernes podrás disfrutar del mercadillo semanal de la localidad.

Villa marinera: Ciudad de Gijón

Más info Gijón.

La senda costera
Desde la playa de Poniente, pasando por el puerto deportivo, Cimavilla y el cerro Santa Catalina, la playa de San Lorenzo hasta llegar a la playa de La Ñora, (si además la marea está baja, se podrá remojar los pies en el mar Cantábrico) y tomar un aperitivo en las terrazas que se encuentre en el camino.

En Gijón no perderse:
[1] Atardecer en el puerto y Cimadevilla. La zona más marinera de Gijón quizás sea la zona del puerto, hasta hace muy poco tiempo pesquero y ahora deportivo, y la zona de Cimavilla, antiguo barrio pesquero y hoy zona turística y de esparcimiento que condensa todo el sabor de la villa marinera.

[2] La sidra y los oricios (erizos de mar). Durante todo el año sidrerías y merenderos de la ciudad y de sus parroquias rurales ofrecen esta típica bebida a cualquier hora y en todo tipo de compañía; en invierno, que es la temporada de los oricios, se suelen acompañar estos con la sidra.

[3] Los merenderos. Desperdigados por los alrededores de la ciudad, en parroquias rurales como Santurio, Cabueñes, Deva, Somió, Mareo, etc. Este tipo de establecimientos permiten disfrutar del exterior en cualquier mes, aunque la primavera, el verano y el otoño son las estaciones más adecuadas.

[4] Mercadillo semanal y mercadillo artesano. Todos los domingos podrás disfrutar del mercadillo semanal “rastro de Gijón”. Si quieres disfrutar además de un mercadillo ecológico y artesano en la Plaza del Ayuntamiento, debes acudir el segundo fin de semana del mes.

Villa marinera: Ribadesella

Más info Ribadesella.

Ruta Marinera
Desde el puerto deportivo, seguimos bordeando la ría hasta el paseo marítimo de la playa de Santa Marina, donde encontraremos los numerosos y llamativos palacetes de Indianos de principios del siglo XX. La vuelta la hacemos por el parque del Malecón, una zona que destaca por la marisma y su valor ecológico, pues en ella descansan aves migratorias que podemos observar desde los miradores habilitados en la ruta. Este paseo puede hacerse en cualquier momento del día, ya que con la iluminación nocturna también es muy atractiva.

En Ribadesella no perderse:
[1] Desde la Ermita de la Virgen de Guía, patrona de los marineros, las especulares vistas: al norte el mar Cantábrico y al sur, al fondo los renombrados Picos de Europa, la Sierra del Sueve y la Sierra del Cuera, y en primer plano la villa de Ribadesella con su puerto pesquero y su playa.

[2] Los pescados del Cantábrico. En las sidrerías y restaurantes del concejo durante todo el año se pueden disfrutar los más variados pescados, según temporada, sabrosamente preparados por los cocineros locales y acompañados de buena sidra. En el mes de junio celebramos las Jornadas Gastronómicas del Mar y en febrero el Festival del Arcín (erizo de mar).

[3] La Ruta Histórica del Puerto. Continuando el paseo del puerto llegamos al paseo de la Grúa, lugar muy concurrido a diario por riosellanos y visitantes donde encontramos seis paneles de cerámica que nos cuentan la historia del puerto de Ribadeslla con dibujos de Antonio Mingote. Esta ruta cuenta con información en braile y una audición para cada panel que hace que todo el mundo pueda disfrutar de ella.

[4] Mercadillo semanal. Hay gran variedad de comercios en la villa, a los que tenemos que sumar el mercadillo semanal en el Casco Antiguo que se celebra todos los miércoles, especialmente alegre y colorido sobre todo en primavera y verano.

Villa marinera: Llanes

Más info Llanes.

La senda costera
Se puede hacer en cualquier época del año desde Bustio (Ribadedeva) hasta la playa de San Antolín, con una distancia aproximada de 50 km, que recorre el paisaje protegido de la costa oriental, teniendo la posibilidad de combinarlo con el tren y dividirlo en tramos muy cómodos que invitan a descubrir los acantilados y playas por donde discurre.

En Llanes no perderse:
[1] Llanes de cine. Recuerdos de grabaciones históricas como El Orfanato, El Abuelo, la televisiva serie de La Señora y muchas más perviven en 25 inolvidables escenarios de cine del concejo de Llanes.
El itinerario cinematográfico, que no incluye la totalidad de las filmaciones hechas en el concejo, permite visitar los lugares en los que se rodaron más de 42 secuencias de 18 largometrajes, 3 series de televisión y 1 cortometraje. En estos espacios están colocados los correpondientes paneles con fotogramas y datos de las películas.

[2] Gastronomía llanisca. Las tablas de quesos ofrecidas por las sidrerías y restaurantes de Llanes y el concejo a cualquier hora del día, y si es acompañando a unas botellinas de sidra, ¡mejor! Los productos autóctonos elaborados con la harina de maíz son una exquisita propuesta culinaria. En marzo, en las Jornadas Gastronómicas de la Harina de Maíz, pueden degustarse sabrosos combinaciones de tortos, borona preñada, pantruque, bollas (morcilla con harina de maíz) y mucho más por un precio muy apetitoso.
En noviembre se celebran las Jornadas Gastronómicas de estos productos, donde los establecimientos participan con menús compuestos por entrantes caseros, fabada asturiana o especialidad de fabes o verdinas, postre de la casa y vino. Una excusa perfecta para degustar uno de los platos típicos asturianos.

[3] Los Cubos de la Memoria.
Agustín Ibarrola realiza esta intervención artística en el puerto marinero de Llanes, sobre los cubos de hormigón de la escollera. Constituye una de las mejores manifestaciones de arte público donde se funden elementos esenciales de la obra del artista con el pasado histórico-cultural de la villa de Llanes.

]4] Mercadillo semanal.
Todos los martes podrás disfrutar del mercáu semanal de Llanes. Los viernes se celebra en Posada y los sábados en Nueva.

Texto: © Ramón Molleda para desdeasturias.com